El Manco de Lepanto

17/06/2021

Porque Miguel de Cervantes Saavedra es Saavedra?

Categoría: La ventana

La historia del autor del Quijote tiene más aventuras que el propio personaje de la Mancha, luego de huir de su tierra por un duelo con un noble, se enroló en las fuerzas cristianas que peleaban contra los Ottomanos y en Lepanto recuperó la gracia de los poderosos nuevamente.

Considerado como la figura más importante de la literatura española, Miguel de Cervantes Saavedra nació el 29 de septiembre de 1547 en Alcalá de Henares. Su obra principal, Don Quijote de la Mancha, es universalmente conocida

No se conoce su fecha exacta de nacimiento, pero por el acta bautismal (9 de octubre de 1547) y porque el 29 de septiembre se celebra San Miguel, hay indicios para pensar que se corresponde con su natalicio.

Hijo de Rodrigo Cervantes y de Leonor de Cortinas, tenía varios hermanos: Andrés, Andrea, Luisa, Rodrigo, Magdalena y Juan. La familia se trasladó a Valladolid en 1551, y su padre estuvo preso por temas de dinero.

En cuanto a la educación de Miguel, no se tienen demasiados datos. Se dice que tal vez estudiase en algún colegio de la Compañía de Jesús, por sus descripciones de un colegio de jesuitas en alguna obra. En 1566 recibe enseñanzas de gramática, e incluso, su tutor le publicó algunos poemas en un libro suyo.

En diciembre de 1569 viajó a Roma, donde pudo leer poemas caballerescos de Ludovico Ariosto y obras de otros autores neoplatónicos. Tanto le influyó su estancia en Roma y la literatura que leyó, que en una de sus Novelas Ejemplares hace un recorrido por las calles de algunas ciudades italianas. Y aunque estuvo un tiempo sirviendo al cardenal Giulio Acquaviva viajando por la geografía italiana, finalmente se enroló como soldado en la compañía del capitán Diego de Urbina, en la galera llamada Marquesa.

El expansionismo otomano era en aquel momento un motivo de gran preocupación en toda la Europa cristiana. En 1571 se creó la Liga Santa, una coalición militar auspiciada por el papado para hacer frente a los turcos; el 7 de octubre de ese mismo año, seiscientas naves entraron en combate en Naupacto (Grecia), ciudad conocida también como Lepanto y que daría nombre a una de las batallas navales más famosas de la historia.

Allí tuvo la mala fortuna de resultar herido en el pecho y en la mano. Contrariamente a lo que se cree, no quedó literalmente manco (se le conoce como el Manco de Lepanto), sino que la mano quedó paralizada debido a que un pedazo de plomo le cortó un nervio de la mano izquierda.

Luego de su actividad militar es tomado prisionero y se pide rescate por su vida.

Cervantes de apellido Saavedra, adoptado por el escritor tras su cautiverio en Argel, donde es muy factible que fuera conocido con el apodo de Shaibedraa’, “brazo defectuoso” en árabe dialectal magrebí, como consecuencia del brazo que le quedó inútil en la batalla de Lepanto.

Puede que el error de considerar a Cervantes como manco se origine en un problema lingüístico, ya que “manco” en aquellos tiempos se consideraba tanto a quien tenía inutilizado parcial o totalmente un brazo como al que le faltaba el miembro en cuestión. Según la investigadora Luce López-Baralt, encontramos una explicación de su apellido, cuanto menos a tener en cuenta:  en los documentos que se conservan antes de 1585 firma como “Miguel de Cervantes” y después añadiría “de Saavedra”. Precisamente, en el dialecto argelino, “Shaibedraa” significa “brazo defectuoso”, apodo recibido mientras permaneció cautivo en Argel, uno de los episodios que marcaron al literato.